Oppo Find X, el Smartphone con el que pretenden revolucionar el mercado

El mercado de Smartphone cada vez va creciendo más.  Poco a poco  son distintas las compañías asiáticas que deciden dar el salto al mercado internacional, en el que ofrecen unos productos de calidad.  Éste es el caso de Oppo, una empresa china que ha decidido aprovechar el reconocimiento que tienen en su país y ampliar su estrategia de negocio. Esta marca llega por la puerta grande a Europa y ha presentado distintas novedades con las que pretenden revolucionar el mercado. Una de ellas es el Oppo Find X, un Smartphone que desafía los límites del teléfono móvil en cuestión. Su principal característica es la pantalla, que ocupará el 93.8% del espacio disponible, con unas dimensiones de 6.4 pulgadas y una resolución Full HD.

A simple vista su diseño guarda ciertas similitudes con el de otras marcas, siendo las curvaturas de los bordes muy parecidas (por no decir iguales) a las de Samsung Galaxy. Sin embargo, el Oppo Find X presenta todas las características para ser denominado “Smartphone transformer”.  Con la intención de ocupar el mayor espacio posible han hecho que desaparezca el tan odiado “notch”. Éste se encuentra en la parte superior central de la pantalla donde están los distintos sensores del móvil y la cámara frontal.

La revolución de este nuevo dispositivo llega al comprobar la localización de las cámaras y el altavoz.  Oppo ha optado por esconder dichos elementos y el altavoz, otorgando al Oppo Find X, mayor dinamismo y manejabilidad. Cabe destacar que al acceder a las aplicaciones de llamadas o cámara, tanto el altavoz como las cámaras (frontal y traseras)  aparecen. Esto es debido a un mecanismo que hace que salgan desplegadas del cuerpo del teléfono en menos de medio segundo.

Son diversas las novedades que presenta el nuevo Oppo Find X.  Entre ellas la introducción del reconocimiento facial, al puro estilo del Iphone X, y la desaparición del  lector de huellas dactilares. Sin embargo, el gigante chino cuenta con un importante lastre: su elevado precio de salida de 999€. Es importante destacar que pertenece al mismo grupo de OnePlus. Ésta es una marca de móviles que ha entrado al mercado nacional con bastante facilidad.  En cambio tiene una característica que todavía no cumple su hermano mayor, que es un precio razonable.

Oppo Find x está fabricado con piezas de última generación

Oppo se ha centrado en evolucionar un mercado que parecía estancado en el mismo tipo de producto. Por ello, han estado trabajando y ha ido un paso más allá que firmas como Samsung o Iphone. Su principal innovación está en ese aspecto del “ notch” antes comentado. Sin embargo, dejando de lado esa característica, es bastante similar a otros teléfonos móviles.  Tanto es así que cuenta con el nuevo procesador Qualcomm Snapdragon 845. Éste tiene cuatro núcleos Cortex-A75 con los que pretenden sacar el máximo rendimiento del dispositivo y otros tantos núcleos Cortex-A55 con el que pretenden controlar el consumo del dispositivo. El Snapdragon 845 ha sido fabricado por Samsung, por lo que el control de calidad ha sido pasado con éxito.

El resto de especificaciones del dispositivo son las esperadas para un Smartphone que acaba de salir de fabricación. El Oppo Find X tiene una memoria RAM de 8GB y su sistema operativo es Android 8.1 Oreo. Su almacenamiento interno es de 256GB. Por otra parte, la cámara frontal es de 25 megapíxeles con reconocimiento facial. En cambio, las dos cámaras traseras son de 16 y 20 megapíxeles cada una. La autonomía del teléfono es de 3.730mAh. De este modo, se prevé que pueda llegar al final del día sin la necesidad de cargar.

Oppo, en definitiva, llega a España con un dispositivo bastante pretencioso. Sin embargo, hay diversos factores que juegan en su contra. Por una parte, el desconocimiento de la población hacia una firma nueva y un precio un tanto excesivo. Además, se prevé que el uso de la cámara y altavoz del “notch” sea elevado al ser utilizados a menudo. Éste hecho, podría provocar que el mecanismo fallase a largo plazo.